¿Son todos los dolores iguales?

 

Dentro del marco de cooperación con una ONG de Valencia que atiende a la gente “sin techo” atendí a E

E,  llego de Ecuador “sin papeles” donde ha sido explotada con un trabajo  de mucha intensidad con  esfuerzo físico de sol a sol,  por el que cobraba 30 euros a la semana. Por si eso no fuera poco la atropello una máquina transpaleta mientras trabajaba, lo cual le produjo un TCE (traumatismo craneoencefálico)  y una lesión en el tendón de Aquiles. La llevaron a  urgencias, donde en el  TAC cerebral que le realizaron   no se encontraron “hallazgos patológicos” que pudieran indicar algún daño en los tejidos de la cabeza. Para la lesión del tendón de Aquiles le dieron varias sesiones de fisioterapia.

Ha pasado un año y medio y E tiene dolores de cabeza que no le abandonan desde el accidente, y el dolor en el tendón persiste. Un amigo de la ONG pensó que E debía al menos  hablar conmigo. Tras examinar las pruebas radiológicas y comprobar que efectivamente en el TAC y restos de pruebas no había nada que hiciera sospechar que habían quedado secuelas. La pregunta era por qué a E le seguía doliendo la cabeza tan intensamente, y el dolor en el tendón de Aquiles le impedía andar bien, no solo le daba mala calidad de vida, si no que le impedía trabajar,  o lo que es lo mismo continuar siendo explotada. Aquí estaba mi dilema ya que si con mi método de trabajo con el dolor crónico la liberaba de este, sería para volver a ser  explotada.  Decidí al menos darle la oportunidad de vivir sin dolor. Empecé como siempre con la fisiopedagogia sobre lo que es el dolor y las creencias limitantes que tenemos de él. Su mirada se fue iluminando, y fue entendiendo lo que yo le iba explicando, y a medida que entendía su sonrisa iba en aumento, su cara se fue trasformando de la de una persona sufriente a una persona libre que entendía y sentía que ya no iba a tener  más dolor, lo de la explotación era otro tema…que aquí abandona nuestra historia.

Entendió que tiene un cuerpo super-sabio que regenera los tejidos entre 4 y 6 semanas, y que si el dolor persistía , era porque su cerebro estaba valorando peligro o amenaza, y que esa información que estaba valorando su cerebro, no tenía porque proceder necesariamente de los tejidos afectados por el accidente , si no que podría provenir de información por ejemplo de tipo emocional. Le explique  que a veces el cerebro produce dolor como  en el “miembro fantasma”,  incluso sin haber cuerpo. Así como  a veces el sistema inmune produce alergias e intolerancias en  un exceso de celo por defendernos… bueno lo que ya mucho de mis lectores sabéis…

Finalmente le pregunté… ¿ hay alguna otra circunstancia en tu vida que  pueda estar haciendo que  tu cerebro valore  peligro o amenazada y necesite protegerte? …

 

#dolorcrónico #SMT  #dolorpsicosomático #dañoydolor #doloryemoción #afeccióncronica#doloryestrés #doloryartrosis #dolorherniasdedisco #encarnaespunya #sindromedemiositistensional #tratamientoparaeldolorcrónico #prevenciondeldolor #prevencióndelenvejecimiento #antienvejecimiento #neurociencias #dolorpévico #fibromialgia #sindromesdolorosos #dolorycancer